Cómo preparar el café perfecto en tu moka pot

Cómo preparar el café perfecto en tu moka pot

¿Eres de las personas que aman preparar café en distintos métodos? Entonces, este artículo te encantará. Hoy hablaremos de uno de los métodos más clásicos, e instangrameables de los últimos tiempos: la moka pot.

La cafetera moka pot, también conocida como italiana, fue patentada por la marca Bialetti en el año 1933, compuesta de dos piezas de aluminio en forma de V, unidas por una tercera pieza interna llamada porta filtro y diseñada para lograr extraer un café de sabor intenso, similar al espresso.

Esta cafetera más que ser una herramienta de barismo, para mí es una obra de arte, perfecta para embellecer cualquier rincón del hogar. Actualmente existen en el mercado diversos estilos de moka pot, con ligeras modificaciones en el diseño original. Desde colores, hasta texturas y materiales. Pero mi favorita sigue siendo la clásica, en tono metálico con terminado mate.

También, existe una gama amplia de marcas genéricas que funcionan bien. Sin embargo, mi recomendación es, que si está en tus posibilidades, elijas la marca Bialetti por la calidad del material que es bastante resistente e idóneo para generar el calor necesario en el tiempo correcto para la extracción.

Preparar café en esta cafetera parece ser bastante simple: viertes agua, café y la ponemos sobre el fuego de la estufa, pero ¿te has preguntado si el fuego debe ser alto o bajo? ¿Qué molienda y cuánto café debes usar? Estos detalles son importantes si quieres preparar el café perfecto en tu moka pot, por eso me gustaría regalarte 5 tips que a mí me han funcionado:


1.Calienta el agua previamente

Colocar agua previamente caliente en el compartimento inferior acelera el proceso de extracción, a su vez, esto ayuda a que la ebullición sea controlada y el agua suba de manera constante y uniforme, lo que permite evitar una sobre extracción del café. 


2.Café molido fino

Utiliza café de molienda fina para que el agua logré extraer la mayor cantidad de propiedades del café, ya que en este método el tiempo que pasa el agua en el café es muy corto, como sucede en la máquina de espresso. Entre más tiempo pase el agua en el café, la molienda debe ser más gruesa y a la inversa, entre menos tiempo pase el agua en el café la molienda debe ser más fina. 


3.Coloca el café sin compactar

Es importante que coloques el café al ras del porta filtro, pero sin compactar o apisonar porque de lo contrario el agua tendrá dificultad para subir correctamente hacia la jarra, ocasionando que gran parte se quede atorada en el café y lo poco que logre extraerse tendrá un sabor muy amargo.


4.Controla el fuego 

Coloca la cafetera en la estufa a fuego bajo. Esto ayudará a que el agua llegue a un punto de ebullición con burbujas controladas, de lo contrario el agua subirá muy rápido y así no logrará extraer las propiedades del café lo suficiente para una bebida completa y equilibrada.


5.Retirar a tiempo 

Una vez que la extracción del café empiece a caer sobre la jarra de la cafetera, toma el tiempo de 15 segundos y retirala del fuego. Esto es recomendable para que la bebida quede con mayor cuerpo e intensidad, de lo contrario el agua seguirá subiendo con menor concentración de café ocasionando la dilución de la bebida.

Si aún no cuentas con una máquina de café semiautomática para preparar espresso, pero te encanta hacer bebidas donde puedas mezclar leche, jarabe o jugos, te recomiendo adquirir una moka pot, ya que este método de preparación logra un café con intensidad similar a la del  espresso y resalta muy bien cuando le añadimos más elementos. 

Por último te recomiendo elegir cafés tostados medio oscuro para este tipo de extracción, como nuestro Café Metzi Cítrico Chocolate, ya que con este café puedes obtener una exquisita bebida con intensas notas a cacao y aroma acaramelado. 

Back to blog